lunes, 12 de julio de 2010

Metepec, Estado de México. Cabeza número 56



Sorpresa más que grande, enorme, nos llevamos al encontrar a un costado de la Parroquia de San Juan Bautista en Metepec, la Cabeza de Águila, a la que, según mi conteo, le corresponde el número 50.




Averiguando por las oficinas del gobierno municipal, en una de ellas me comentan que, debido a que la Cabeza de Águila original, la administración que encabezó Oscar González Yánez (2006-1009) se dio a la tarea de recuperarla, pero decidieron hacer un diseño parecido al original. La instalaron el 16 de septiembre de 2008.



Para llegar a la ciudad de México, en el comienzo del siglo XIX, esta parte del camino real que conectaba a Toluca pasaba luego de cuatro leguas, por Metepec en donde, al igual que en una gran cantidad de pueblos que conformaban el Valle de Toluca, se fueron uniendo más y más mexicanos que sabían ya del movimiento libertario encabezado por don Miguel Hidalgo.



“Aunque las leyendas sobre la estancia de Miguel Hidalgo en la actual ciudad típica de Metepec son diversas y lo ubican –algunos pernoctando otros solamente descansando- en cierta casa de la hoy calle de Morelos, los registros históricos no lo consignan así, por lo que las consejas populares deben considerarse más bien como producto del anhelo de sus habitantes por hacerlo suyo. Un bello texto literario de Rodolfo García Gutiérrez “Los Insurgentes salen de Toluca” es un buen ejemplo de ello”. (1)



El temor era grande en toda la zona del Valle de Toluca, nunca antes se había visto tal cantidad de gente, se dice que el ejército Insurgente ya contaba con cien mil hombres. Si esto lo visualizamos nos daremos cuenta de que la riqueza concentrada en las grandes haciendas que se levantaban en los territorios que originalmente pertenecieron a Hernán Cortés, luego a su prima, Juana y su esposo, Juan Gutierrez Altamirano, cuyos descendientes formaron el Mayorazgo de los condes de Calimaya.




La avanzada española tuvo la idea de salir al encuentro de Hidalgo y su ejército Insurgente, al frente iba el Brigadier Torcuato Trujillo y Chacón, “que estaba recién venido de la Península”. Veamos a continuación lo que con la ortografía original escribe un Lermeño Imparcial:




“Este militar se apersonó á esta Ciudad {Lerma} el día 26 del propio mes {octubre}; y tratando de engrosar su Caballería dispuso, que de las Haciendas adyacentes, que lo son, la de Atenco, S. Nicolas Peralta, Sta. Cata y Dª Rosa, se le remitieran montados los dependientes, aptos de armas tomar que en ella huviese; lo que asi se verificó: y habiendo reunido como treinta o cuarenta de estos, los armó con lanzas, que á la razón traia de la capital de México. Con esta division marcho para Toluca el dia 27, é informado allí que ya las guerrillas de Hidalgo llegaban á Ixtlahuaca se dirigió para aquel punto, y en la Cañada que llaman de este nombre, se situo con el fin de sorprender allí al ejercito militarmente; Pero sabedor de que traia Hidalgo como cien mil hombres, contramarchó y vino el dia 28 á amanecer a esta Ciudad {Lerma}; en cuyo dia se fortificó en el Puente del Rio Matalzingo {río Lerma} para esperarlo…” (2)




Fuentes:


1.- Monografía de Metepec. Metepec, Estado de México, 2000.


2.- Serie de Cuadernos Conmemorativos. Número 47. Comisión Nacional para la Celebraciones del 175 Aniversario de la Independencia Nacional. México, 1985.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada